domingo, 27 de marzo de 2016

Como mejorar nuestro inglés

Cuando empiezas a hablarles a diario a tus hijos en inglés empiezas a ser más consciente de las limitaciones que tienes con el idioma y de los aspectos que más necesitas mejorar. El caso de cada uno será distinto, pero en el mío, y aunque por supuesto no son los únicos, destaco estos dos temas que considero que debo priorizar en mi mejora del lenguaje:
  • la pronunciación: en este punto, destacar que soy consciente de que no puedo, a estas alturas, eliminar mi acento español al hablar inglés. Sin embargo, si creo que debo trabajarlo para mejorarlo en la medida de lo posible. Como sé que nunca tendré un perfecto acento british, tengo claro que hacer que el peque, además de mi inglés, escuche también inglés de personas nativas, ya sea en persona, a través de canciones, audiolibros, posdcasts o de la televisión.
  • el vocabulario infantil: al empezar a hablar con el peque en inglés me he dado cuenta de que carezco de mucho vocabulario que se suele utilizar con niños, ya que hasta el momento no me había hecho falta. Por eso debo intentar familiarizarme lo máximo posible con este vocabulario. Después os cuento un poco cómo lo estoy haciendo.
Una vez que tienes claros los aspectos que tienes que mejorar, hay que decidir cómo hacerlo. Para ello, es importante tener en cuenta las circunstancias de cada uno. Os cuento un poco las mías, para que entendáis por qué me he inclinado hacia un tipo de metodología y no otra para fortalecer mi inglés.

En mi caso trabajo mañana y tarde toda la semana, y las horas que tengo libres por las tardes me gusta pasarlas con el peque. Cuando se acuesta, me quedan un par de horas para hacer algo de deporte, estudiar un poco de inglés, cenar y descansar un poco antes de acostarme. Como véis, no es demasiado tiempo. El fin de semana puedo tener algo más de tiempo libre, pero la verdad es que nos gusta aprovechar para salir y hacer cosas juntos, además de descansar de la semana, así que en mi caso es inviable el plantearme un método que me implique horas y horas de estudio.

Por eso he buscado una forma de dedicar un rato al día al inglés, buscando recursos que me permitan estudiarlo aprovechando los ratos libres (como por ejemplo el coche, cuando voy a correr, mientras hago la cena, o unos minutos en el sofá antes de cenar).

Los recursos que estoy utilizando ahora mismo y que se adaptan tanto a fortalecer mis debilidades como a hacerlo de acorde a mis circunstancias, son los siguientes:

Podcasts

Suelo aprovechar el rato que salgo a correr para escuchar los mismos podcast que le pongo al peque (Listen and Play, de la BBC). Me ayudan a ganar vocabulario infantil a través de cuentos y canciones. Son podcast muy cortos y sencillos, que se entienden muy bien. Escucharlos te ayudará también a memorizarlos para que, cuando los escuches con el peque, puedas cantar tú también las canciones o ayudarle con las mímicas. Cada podcast cuenta con canciones populares, rimas, cuentos, y juegos de sonidos para hacer con los peques.

También estoy empezando a escuchar los podcast de Bilingual Avenue, donde hacen entrevistas a padres que crían a sus hijos en ambientes bilingües; siempre son útiles para sacar alguna idea.

Hay muchos otros podcast que están bien y son cortitos, para escuchar en ratos que tengáis libres. A mí me gustan por ejemplo el de 6 Minute English, de la BBC o el de The Salad de VaughanRadio, pero hay muchos otros que te pueden gustar.

Libros 

  •  Domina la pronunciación en inglés (Vaughan): este libro tiene una serie de consejos para mejorar tu pronunciación en inglés. Es un libro muy sencillo, y que te permite hacer unos ejercicios diarios aprovechando los ratos muertos, que es justamente lo que yo necesito. Lo que menos me gusta del libro son los audios que te descargas de Internet, porque son grabaciones de clases que el profesor hace con los alumnos, por lo que gran parte de las palabras las dicen alumnos españoles, aunque luego las repita el profesor. Los audios suelo escucharlos cuando voy en el coche, y aprovecho para repetir las palabras de cada capítulo y mejorar así los diferentes aspectos de pronunciación que tratan. 
  • Baby English y Kiddy English: estos dos libros son muy útiles para aprender vocabulario relacionado con el mundo infantil. El primero, del que además he hablado en otro post, tiene una bibliografía que está muy bien, con canciones, libros, enlaces de Internet, etc. El segundo divide cada capñitulo en cuatro partes: un poema, un cuento, vocabulario y frases. Por ahora lo que más útil me está resultando a mí son las frases.
  •  Ladybird, Favourite Nursery Rhymes: este libro trae la letra de muchas de las canciones típicas de niños. Me ayuda a entenderlas mejor cuando las escucho y a memorizarlas para poder cantárselas al peque

Canciones

En el coche aprovecho también para escuchar CDs de música infantil. Me sirven para aprender vocabulario y memorizar alguna que otra canción para cantarle luego al niño. Me gusta mucho el de The wheels on the bus

Tele

Aprovecho el rato que veo la tele de noche, para ver una serie en versión original. Reconozco que la veo con subtítulos, pero creo que me está ayudando mucho a aumentar mi vocabulario, y a mejorar mi comprensión y pronunciación.

Y por ahora estos son los recursos que estoy utilizando para mejorar mi inglés a medida que le enseño al peque. Como he dicho, depende de las debilidades y fortalezas de cada uno, así como de sus circunstancias, el utilizar unos medios u otros, pero me apetecía contaros los que a mí me están resultando útiles.

1 comentario:

  1. Enhorabuena por mencionarlo,
    Uno muy bueno es Baby English facebook.com/babyenglishdianasampedro/ ;) gracias por mencionarlo.
    Cualquier libro infantil en inglés es ideal para aprender vocabulario, y ver los Cartoons con tu hijo un rato es great para aprender palabras en inglés que luego podrás usar con ellos!

    ResponderEliminar