martes, 11 de febrero de 2020

Quiero leerles a mis hijos en inglés y ellos no quieren

Yo les he leído siempre en inglés a mis hijos, por lo que para ellos esto es algo natural y nunca les ha supuesto ningún problema, ni me han pedido que cambie de idioma. Sin embargo, si en casa no les habláis inglés a vuestros peques, y nunca les habéis leído en este idioma, quizás empezar pueda ser algo complicado. 




Y para ayudaros un poco con eso tenemos hoy en el blog a Miriam Y. C., la persona que está detrás de @ouch_mama en Instagram, una mamá emigrante con su familia en Reino Unido. Actualmente, criando en el multilingüismo en casa donde tienen en contacto con varias culturas (china, española, inglesa, alemana...). En su familia no tienen un modelo para educar a su hijo en el multilingüismo,  y lo hacen observando, investigando y aprendiendo juntos. 

Es educadora social y artista en artes performativas especializada en inmigración e interculturalidad La comunicación y el contacto con los diferentes contextos, personas y la educación le ha hecho tener un amplio conocimiento del mundo y lograr una mayor cohesión socio-cultural.
Y hoy está aquí para darnos una serie de consejos de cómo introducir la lectura en casa en un idioma que no es el mayoritario en el hogar. ¡Espero que os guste!


En un principio si tu lengua minoritaria es Inglés u otro idioma y se tiene en mente en transmitirlo a los/as menores hay que tener una serie cosas en cuenta:
  1. Dominio del idioma: si tienes bastantes conocimientos o tus conocimientos son básicos.
  2. La edad de los/as menores. No es lo mismo en la edad de 3-4 años a la edad de 8-9 años.
  3. La introducción a la lengua (las formas de contacto con la lengua).
  4. La motivación y la dedicación.
  5. El plan de trabajo.


Estos 5 puntos son importante a la hora de transmitir el idioma o los idiomas a los niños y niñas. 
Supongamos que, por ejemplo, que el niño o la niña no tiene un nivel alto de comprensión del idioma minoritario, pero sí tiene una base de vocabulario (se puede incluso hacer una lista de vocabulario previa). En este caso podríamos aprovechar el momento del cuento para hacer la introducción de la lengua minoritaria. Para ello podríamos, por ejemplo, coger un libro de literatura infantil con ilustraciones, sin importar si está en español o en el idioma minoritario. Lo que haríamos sería resaltar vocabulario en el idioma minoritario en algunas de las frases. Es decir, iríamos leyendo por ejemplo en español, pero ciertas expresiones las resaltaríamos también en inglés:
"ÉRASE UNA VEZ, UN CONEJO QUE CORRÍA MUCHO (run a lot) Y CREÍA QUE ERA EL MÁS RÁPIDO (the fastest) DEL REINO..."
Es decir, la idea sería leer el cuento en español y ciertas palabras decirlas además en el idioma minoritario

Tal y como indicábamos antes, como apoyo también se puede hacer una lista previa del vocabulario que queremos introducir, y trabajarla con los niños. De esta forma, cuando contamos el cuento estas palabras podemos leerlas en inglés en lugar de en español. La lectura debe realizarse con naturalidad para no perder la esencia del cuento. Esta técnica suele llamar la atención de los niños, porque nunca habían escuchado esas expresiones dentro de la historia en el idioma minoritario. Podemos incluso repetirlas varias veces señalando la ilustración o haciendo gestos, para mejorar su comprensión y asimilación por parte de los niños.

En resumen, los pasos a seguir serían los siguientes:
  • Crear un listado de palabras de un cuento
  • Trabajarlo con los niños
  • Introducir esas palabras en el idioma minoritario en la lectura del cuento
  • Resaltar ese vocabulario señalando la imagen y gesticulando, si fuera necesario


Estos podrían ser algunos de los puntos del plan de trabajo para asimilar el idioma minoritario en casa. Es importante resaltar que el introducir un nuevo idioma en casa es algo que requiere dedicación y constancia para que resulte efectivo.
En algunas ocasiones los padres se encuentran ante lo que ellos consideran "un rechazo" hacia esta lengua minoritaria, que puede ser debido a la poca o no compresión de la lengua o quizás a una incorrecta interacción con los niños en este idioma. Sin embargo, lo que se está produciendo es un desinterés, más que un rechazo.
Hay que hacer hincapié de que la edad comprendida 0-3+ es la edad en la que son flexibles en el lenguaje, extendiéndose esta fase en algunos casos hasta los 4 años. Una vez pasada esa etapa, ellos y ellas van categorizando conceptos y la adaptación del idioma ya no es tan flexible. Esto último no implica necesariamente que aprender un idioma se convierta inevitablemente en una tarea difícil, sino que debemos aprovechar la inmersión lingüística como condiciones de aprendizaje y de aprender jugando.
Está claro que si queremos que estén en contacto con la lengua debemos de estar nosotros/as los y las adultas también en contacto con ella. Transmitir la lengua no es imponer una lengua, sino hacerla parte de la vida cotidiana. Podemos usar las frases cotidianas con vocabulario de la lengua minoritaria o sustituir algunas de las palabras por su equivalente en esta lengua. La mayoría de cuentos infantiles tiene vocabulario que usamos en la vida cotidiana. Podemos también centrarnos sólo en los diálogos de los personajes.
A menudo escuchamos que los niños y las niñas son como esponjas y que pueden aprender cualquier idioma fácilmente cuando son jóvenes. Esto es cierto siempre que estén expuestos con frecuencia en diferentes contextos y motivados para aprender otro idioma.
Si nunca antes hemos expuesto en otro idioma, podemos empezar con canciones y animaciones. A veces podemos buscar cuentos infantiles en otros idiomas en YouTube. Quizás si hay dificultad para la lectura de libros, se podría usar esta alternativa. Pero como he comentado antes, siempre con un trabajo previo de preparación. 
Cuando se trata de educar con éxito a un niño y una niña bilingüe o multilingüe no hay un enfoque único para todos. Se trata de encontrar lo que funciona mejor para tu situación y de tu hijo y hija.
Para concluir, podemos ver que varios factores influyen en el aprendizaje de dos o más idiomas y en la elección del idioma que habla el niño y la niña: edad, tiempo de exposición a los idiomas, etc. Sin embargo, independientemente del contexto y el entorno en que vive el niño y la niña, es importante que las madres y los padres demuestren un apoyo y una actitud positiva hacia el uso de estos idiomas.
Por otro lado, también se debe recordar que los niños y las niñas bilingües o multilingües siguen siendo niños y niñas por encima de todo, con su propia personalidad, sus necesidades y sus preferencias, y que pueden elegir un idioma sobre el otro, a pesar del deseo de sus parientes.

2 comentarios:

  1. Quiero resaltar esta idea que considero la más importante de todo lo que hay detrás de este afán que tenemos por el aprendizaje de una nueva lengua.
    "Por otro lado, también se debe recordar que los niños y las niñas bilingües o multilingües siguen siendo niños y niñas por encima de todo, con su propia personalidad, sus necesidades y sus preferencias, y que pueden elegir un idioma sobre el otro, a pesar del deseo de sus parientes." De ahí que sepamos leer los momentos que tienen, saber esperar, saber ofrecer, saber jugar para que de esta manera el niño vaya familiarizándose con esta lengua.
    También es importante la edad de 0-3+ lo que dice. Es cuando más fácil se puede introducir el bilingüismo y se anclan las bases para más adelante. Es una pena que todavía la gente piense que introducir una segunda lengua en estas edades pueda interferir y ralentizar el desarrollo del habla. Cuando realmente es importante que el pequeño vaya familiarizándose y escuchando esta nueva lengua.

    ResponderEliminar
  2. A parte de lo que dice Luis sobre el pensamiento generalizado sobre que el bilingüismo en edad temprana ralentaliza el habla en los peques,y que por eso se les les s introducir más tarde una segunda lengua. También creo que es un peso importante el que muchos padres/madres crean que qon un inglés bajo-medio no pueden introducirles el inglés en casa. Y precisamente con ayuda de cuentos infantiles aprenderán muchísimo ambas partes (padres e hijos) conjuntamente, lo que reforzará sus ganas de seguir intentando criar en inglés

    ResponderEliminar